Acerca del e-Learning

 

Anderson y Garrinson (2005) plantean que frente al concepto del e-learning se tejen algunos mitos, por ejemplo, que es solo una tecnología, una herramienta mas, un aprendizaje por computador y un medio para trasmitir información, pero algo se debe dejar claro: el e-learning No es más de lo mismo. En este sentido, el e-learning es considerado como un sistema abierto, con un gran potencial educativo y de interactividad, que va más allá de facilitar el acceso a variada información, ya que este ofrece mejores vías para procesarla, darle un mayor sentido y una mejor forma para recrearla. “el valor del e-learning  está en su capacidad para promover la comunicación y el desarrollo del pensamiento y construir así significado y conocimiento” (p.23). Esto quiere decir que cambia la dinámica de una transferencia pasiva de información, hacia un gran potencial interactivo y constructivo. De hecho, para el e-learning  el contexto es muy importante y la forma como el docente diseña la experiencia educativa y las interacciones en el proceso educativo.

Estos autores mencionan que en el e-learning se puede dar la comunicación sincrónica o asincrónica, representada en variedad de formatos, de tal manera que logren movilizar el interés y la atención del estudiante; entre ellos puede ser: formatos de texto, de audio, etc. En su libro generan una pregunta retadora, ¿El e-learning se dedicará a reforzar  las practicas existentes para entregar la información o más bien, transformará e innovará de forma estructural la forma para crear entornos de aprendizaje, amigables y fuertemente interactivos?

 

 

Referencias 

Garrison, d.r. & Anderson, t (2005). El e – learning en el siglo XXI: investigación y práctica. Ediciones Octaedro. Barcelona.