PALABRAS CON VIDA
2.7K views | +2 today
Follow
PALABRAS CON VIDA
Van a ir apareciendo comentarios etimológicos y léxicos, aderezados con una pizca de socarronería, habitual en mí. Muchos proceden de mis propios conocimientos e investigaciones y otros tienen apuntes de especialistas en la filología clásica.
Your new post is loading...
Your new post is loading...
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “INSULTAR”.

Toda esta panda de grandes jugadores de fútbol (hay casos en otros deportes) que tenemos en nuestra liga española, en especial, en el Fútbol Club Barcelona y Real Madrid -cito a estos por el reciente derby que divide a España en dos, como siempre- nos están continuamente “insultando” a toda la ciudadanía española. Esta semana ha saltado el caso de Cristiano Ronaldo, pero antes salieron a la luz los casos de Leo Messi y Neymar. Según los datos de la investigación elaborada por un grupo de 60 periodistas de doce medios de comunicación europeos, a partir de los documentos de “Football Leaks”, obtenidos por la revista alemana “Der Spiegel”, Hacienda inició una investigación al delantero portugués hace un año y le abrió expediente por posibles irregularidades en sus declaraciones del Impuesto sobre la Renta de No Residente (IRNR) de los años 2011, 2012 y 2013. En el punto de mira de la Agencia Tributaria estaban los derechos de imagen del jugador: parece que ocultó 150 millones de euros de ingresos por su derechos de imagen desde 2009 -no sé: da la impresión de que la Agencia Tributaria ha estado más rápida para los casos de Messi y Neymar (¡perdón, soy del Barça!)-. El dinero de los contratos de Cristiano Ronaldo pasaba por Irlanda, se gestionaba en las Islas Vírgenes Británicas y acababa en cuentas de Suiza. ¡Olé, por el recorrido! Pues sí. Considero que todo lo que hace esta “gente” es un “insulto” para las personas que viven en el país donde “ellos” están trabajando, donde se les quiere y donde se les endiosa e idolatra. No solo se insulta con palabra, sino también con acciones. “Insultar” es una palabra compuesta. La base léxica “sultar” viene de la raíz indoeuropea “sel-3”, que con grado cero en su raíz y sufijo -”sal-yo-” el latín forma el verbo de la 4.º conjugación “salio, -is -ire, salui, saltum”, que significa “saltar”. Etimológicamente hablando “insultar” signfica “saltar contra alguien”, indicando, en este caso, el prefijo “in-”, dirección hacia alguien con malas intenciones. Dedicado a mi compañera Nieves López, seguidora de mis comentarios etimológicos en Facebook. Y, sí Nieves. El adjetivo “exultante” tiene que ver con la palabra anterior. “Exultante” es un adjetivo derivado del verbo “exultar”: este es la unión del prefijo “ex-” y la base léxica indicada antes, es decir, “sultar” (de “saltar”). Etimológicamente hablando “exultante” es “(la persona) que ´salta´ de alegría y lo expresa desde dentro de su interior”.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “VATICANO”.

Tres cardenales retirados, los alemanes Walter Brandmüller y Joachim Meisner, y el italiano Carlo Caffarra; más el estadounidense Raymon Leo Burke, el único en funciones, aunque degradado en 2014 de un alto cargo en la Signatura apostólica -¿qué habrá hecho el “colega”?-, actual patrono de la soberana Orden de Malta y que se ha mostrado complacido, por no decir, encantadísimo, por la victoria de Donald Trumb, señalando que era “indudablemente la mejor opción”, han escrito una carta, que se ha dado a conocer esta semana, contra las enseñanzas del papa Francisco y lo han acusado de causar confusión en asuntos clave para la doctrina católica, cuestionando su Exhortación apostólica post-sinodal, titulada “Amoris laetitia” (“La alegría del amor”). Este escrito intenta abrir nuevos caminos para los divorciados católicos (por ejemplo, permitir la comunión a los divorciados que se vuelvan a casar...). Ni que decir tiene que estos cuatro jerarcas de la iglesia católica pertenecen a su rama más ultraconservadora. Como comenté recientemente nos encontramos en un “cisma” continuo, no solo social, sino cultural y, por supuesto, religioso: el Vaticano tampoco se escapa. Para la etimología del término “Vaticano” se aunan dos explicaciones. Por un lado, parece que la palabra tiene dos formantes en su composición: la raíz indoeuropea “*kan-”, que significa “cantar” y el sustantivo latino de la 3.º declinación “vates, -is” que significa “adivino” (esto nos da a entender que las antiguas predicciones se realizaban cantando o emitiendo sonidos musicales). De su unión se formó en latín el sustantivo neutro de la 2.º declinación: “vati-cin-ium, -ii” que significa “predicción, vaticinio”. Sin embargo, por otro lado, una antigua colina ubicada al oeste del río Tiber fue la necrópolis del pueblo etrusco, anterior al romano, y la sede del oráculo de la diosa etrusca Vatika. Supongo que, al final, como en otras ocasiones, el término recibió influencia de estas dos explicaciones y salió lo que salió.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “CISMA”

Me da la impresión de que, desde hace pocos años, las sociedades del mundo se encuentran en un “cisma” continuo. El Diccionario de la Lengua Española, el DLA -para los amigos-, define el término “cisma”, en su segunda acepción -la primera es de carácter religioso y la obvio, obviamente-, como “escisión, discordia, desavenencia”. Recientemente acabamos de ver aquí, en España, el vergonzoso “cisma” que se ha producido en el PSOE. Y en esta semana, me da a mi que va a tener lugar otro gran “cisma” en los Estados Unidos de América, es decir, en EEUU o USA, como quieran, con ocasión de las elecciones presidenciales. Aunque mucha parte de la población, no solo norteamericana, sino también mundial, no se quiera dar cuenta -adrede o no-, esta nación de naciones está reeditando su famosa “Guerra Civil” (1861-1865): con Clinton están, por lo general, los estados unionistas y con Trump, los estados confederados. EEUU sigue sin haber hecho su transición política -y tiempo ha tenido-, igual que “mi querida España, esa España mía, esa España nuestra”, con menos tiempo que las gentes de aquel continente. Al “cisma” de la educación de España será menester dedicar una reflexión etimológica particular. De la raíz indoeuropea “*skei-” que significa “cortar, rajar”, el latín formó el fantástico verbo de la 4.º conjugación “scio, -is, -ire, scivi, scitum” que significa “saber” (para “saber”, hay que “separar” una cosa de otra, hay que “discernir”). Por su parte, la lengua griega formó el verbo σχίζω, que significa también “rajar”, como en indoeuropeo. De este verbo griego, deriva el sustantivo neutro de la 3.º declinación σχίσμα, -ατος (el sufijo “-μα>- ma”, indica “efecto o resultado” de lo que significa el verbo al que se “marida” -cada vez me gusta más esta palabra para estos contextos léxicos), que tiene el mismo significado que da el DLA. De la transcripción literal al castellano de este término griego se obtiene la palabra “cisma”.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “MEMORIA”.

¡Qué bueno es tener memoria! Es una pena que esta potencialidad humana no se trabaje seriamente en la escuela: está tan desprestigiada... Pero sin memoria no hay recuerdos y -ya lo he expresado en otras ocasiones de varias maneras- estos constituyen el alimento espiritual más hermoso que tenemos las personas. Setenta y siete años después, D. Juan Brito Martín, flamante medalla de oro de Canarias e hijo predilecto de Lanzarote, regresa a Jumilla (Murcia) para reencontrarse con la familia de pastores que le dio cobijo apenas finalizada la Guerra Civil de España. Nuestro personaje, nada más acabar la guerra en 1939 estuvo destinado en Jumilla y fue acogido por una familia de pastores de la zona. D. Juan Brito Martín guardó esto en su memoria y lo ha recordado siempre. Y ahora con casi 97 años de vida ha querido volver allí acompañado de su familia. La alcaldesa de Jumilla, D.ª Juana Guardiola, lo recibió el pasado viernes 14 de octubre de 2016 en el Ayuntamiento del municipio. Y allí pudo volver a ver a aquella niña pastora de pelos largos que conoció y que tanto lo ayudó. ¡Qué bonito reencuentro de “La pastora y el soldado”! ¡Gracias memoria!, ¡gracias recuerdos!, por seguir ahí. El término “memoria” viene de la raíz indoeuropea “*(s)mer-1”, que significa “recordar”. Algunas lenguas reduplicaron esta raíz, como el latín: *me-mor-. Esta lengua formó el sustantivo agente de la 3.º declinación “memor, -oris”, que significa “que se acuerda, que piensa, que tiene buena memoria”; o el verbo defectivo “me-mini, -isse”, que significa “recordar, acordarse...”.


more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “RELUCTANCIA”.

Antes estaba cansado de la ineptitud de nuestros partidos políticos para llegar a un acuerdo y constituir el nuevo parlamento. Y ahora estoy cansado de la guerra fratricida en la que se ha visto envuelto el PSOE por vanidades personales -y también por desastrosos resultados electorales- y que ha llevado a la dimisión de Pedro Sánchez (1 de octubre de 2016, por recordar esta fecha histórica) : la aceptación a mano alzada de su propuesta de celebrar unas primarias para elegir un secretario o una secretaria general anticipaba esa decisión. ¿Cómo se ha podido llegar a eso? ¿Por qué carajo en los estatutos del partido no tenían previsto este tipo de situaciones? Solo han querido figurar, caminar en medio de un sinfín de medios de comunicación, sentir sus micrófonos cerca de sus labios (casi como algo erótico), decir papanateces y sonreír falsamente. ¡Qué imagen han dado! Y porque me ha dado asco y repugnancia ver todo esto, y porque me da la gana, voy a introducir en este debate político y militar (es decir, de militantes) el empleo de la palabra “reluctancia”. Por de pronto hay que decir que esta palabra está en el Diccionario de la lengua española (DLE) y significa la “actitud de la persona que está poco dispuesta a hacer lo que se le dice o manda”. Según esto, ¿quién de nuestros líderes políticos ha tenido esta actitud? ¿Quién se ha convertido en una persona “reluctante”? ¿Los votos de una militancia representativa pueden justificar una actitud de “reluctancia”? Yo..., no lo tengo claro. De la raíz indoeuropea “*leug-1” que significa “romper”, con un grado cero y un sufijo (“*lug-to-”), el latín crea el verbo deponente de la 1.º conjugación “luctor” que significa en esta lengua “luchar, contender, disputar contra...”. Posteriormente, se forma el verbo “reluctor” con el prefijo latino “re-” que da el sentido de “repetición o intensificación” al significado del verbo. Entonces qué, ¿la “reluctancia” es buena o mala? Empty description
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “MAMOTRETO”.

Palabra: “MAMOTRETO”.
El sumario del caso “Las Teresitas” consta de más de cien mil folios. Pero ¿quién se va a leer eso? Supongo que la fiscal Anticorrupción María Farnés lo hará y espero que de forma concienzuda, por el bien de la ciudadanía a la que representa, para que de las trece persona acusadas de la presunta comisión de los delitos de prevaricación y malversación de caudales públicos, entre las que se encuentran el excalde de Santa Cruz de Tenerife Miguel Zerolo, el exedil de Urbanismo Manuel Parejo, los exconcejales Emiio Fresco y José Emilio García Gómez, los empresarios Antonio Plasencia e Ignacio González, e hijos, y bla, bla, bla, al menos alguna pueda ser declarada culpable. No sé si llegaremos a verlo. El objeto simbólico del caso “Las Teresitas” es el famoso “Mamotreto” (y se ha ganado ya que se escriba con mayúsculas). Aunque lo quitaran, deberían poner algo allí que tuviese ese nombre: por ejemplo, Hotel Mamotreto S.L., puerto deportivo Mamotreto... ¡Qué bonito! La palabra “mamotreto” tiene dos bases léxicas muy claras: en su primera parte, está la raíz indoeuropea “mā-”, que significa “madre” (se encuentra en casi todas las lenguas del mundo, muchas veces de forma reduplicada), y, en su segunda parte, está θρεπτός, ή, όν, un adjetivo verbal del verbo griego τρέφω, que significa -¡ojo al dato!- “alimentar, cuidar”. Nuestra palabra “mamotreto” proviene del latín tardío: del adjetivo de tres terminaciones “mammothreptus...” (en latín, el sustantivo de la 1.º declinación, “mamma, -ae” significa “mama, pecho, teta, ubre”), que, a su vez, lo calcó del adjetivo griego de dos terminaciones μαμμόθρεπτος...., que significa “cuidado por su abuela”. Van viendo la relación: toda persona que es alimentada por una buena teta o que es bien cuidada por su abuela tiende a engordar. De ahí que la palabra latina “mammothreptus...” significara en su momento “gordinflón”, de ahí pasó a tener el significado de “abultado” y, finalmente, por extensión, pasó a designar cualquier “objeto grande que constituya un estorbo o sea de escasa utilidad”. Por el camino se empleó para indicar un “libro voluminoso y de poco provecho”. ¡Cosas de la lengua, como he dicho en otras ocasiones! Empty description
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “MISONEÍSTA”.

“Y es que los hablantes, en materia ortográfica, se irritan con las novedades, se hacen profundamente ´misoneístas´”. Entresaco este pequeño fragmento del muy interesante artículo que Pedro Álvarez de Miranda (catedrático de Lengua Española en la Universidad Autónoma de Madrid y ocupante del sillón "Q" de la Real Academia de la Lengua Española) publicó en la sección “Ideas” del domingo 3 de julio de 2016 en El País, con el título de “Dejad a la lengua en paz”. Lo leí inmediatamente después de haber publicado la etimología de “idiosincrasia”. Tiene su relación. Mi primera sorpresa fue comprobar que el término “misoneísta” estuviera en el Diccionario de la Lengua Española (DLE). Pero no puede causarnos sorpresa, puesto que lo utiliza un académico de la lengua española y se debe suponer que todo el vocabulario que emplea está en “norma” y “regla” académica. “Misoneísta” se define como “hostil a las novedades”. Justo lo que esperaba. Uno el término del otro día con el de hoy: puesto que España tiene su propia “idiosincrasia”, es por lo que es “misoneísta”. Me ha quedado redondo. Es que no me he podido aguantar y comentar casi algo parecido a mi reflexión etimológica de la semana pasada, al ver en el informativo de hoy domingo 10 de julio de 2016, cómo hablaba Rajoy en la rueda de prensa con Obama, la cara de teleñeco de uno y la cara de portavoz de un país de otro; las frases quebradizas y aprendidas de memoria de uno -sin gracia ni inteligencia, por cierto- y las frases sentidas y expresadas con la suficiencia de una persona que confía en sí misma y receptora de la confianza y del legado que le han hecho millones de personas. ¡Vale, vale!, que gobierne el PP; pero, por favor, que se cambie de dirigente, que el partido y sus votantes no sean “misoneístas”, no va a pasar nada. ¡Uf, qué imagen de gobernante! Además..., sin puñetera idea de inglés. En la palabra “misoneísta” hay dos bases léxicas. En la primera parte tenemos la raíz del verbo griego μισ-έω, que significa “odiar”. No hay constatación empírica de que venga de una raíz indoeuropea, en esta ocasión. La otra base léxica, sí: su raíz indoeuropea es “*newo-”, que significa “nuevo”, que forma en griego el adjetivo de tres terminaciones νέος, -α, -ον (se trascribe la raíz como [ne-], y en latín el adjetivo también de tres terminaciones “novus, -a, -um”: ambos casos con el significado de “nuevo”.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “IDIOSINCRASIA”.

El Diccionario de la lengua española de la RAE define la palabra “idiosincrasia” como “rasgos, temperamento, carácter, etc., distintivos y propios de un individuo o de una colectividad” y el resultado de las elecciones del 26 de junio de 2016 refleja a la perfección la “idiosincrasia” española: “el miedo de un pueblo que no logra despegar de su pasado”, me escribió mi amigo Gregorio en un whatsapp después de los resultados. Pero yo añadiría que más que miedo es inseguridad. Con el PP ya sabemos a qué atenernos y optar por un cambio supone inseguridad, incertidumbre: han podido más los abuelos y las abuelas con pensión asegurada que los nietos y nietas con trabajo precario. En unas votaciones democráticas como las nuestras, todo está en nuestras manos, como lo estuvo hace poco en las manos de los británicos su “Brexit”. Este es el juego de la democracia que tenemos en la actualidad. Personalmente, creo que se deberían cambiar varias de las reglas de este juego para hacerlas más modernas, más acordes con los nuevos tiempo. Pero esto es otro tema. Como decía Einstein, “la locura es hacer lo mismo una y otra vez, esperando que el resultado sea diferente”. Y en eso estamos en España. Sin embargo, yo no me considero un loco. Voy a intentar simplificar aún más, en esta ocasión, la explicación etimológica de este término compuesto de tres bases léxicas de origen griego, que voy a reconvertir en dos. La primera parte del compuesto es “idio-”, que viene de la raíz indoeuropea “*s(w)e-” que da en numerosas lenguas el pronombre personal de 3.º persona y reflexivo. Esta forma con alargamiento y con un sufijo: “*s(w)ed-yo” la utiliza la lengua griega para crear el adjetivo de tres terminaciones “ἴδιος, -α, -ον” que significa “propio, personal, particular de uno mismo”. La otra base léxica -refundida y muy simplificada, aviso- es la del sustantivo griego de la 3.º declinación “σύγκρασις, -εως”, que significa “temperamento”. Etimológicamente hablando, la “idiosincrasia” es la “cualidad de tener un temperamento particular y específico (personal o colectivo)”, o algo similar.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “PARROQUIA”.

Todo empezó, porque ayer sábado 7 de mayo estaba escuchando la radio sobre las 20:00 h al tiempo que me duchaba, cuando oí que hablaban de la parroquia de Villapene. Y me llamó la atención, no en este caso la palabra “pene”, como algunos y algunas de ustedes pueden pensar, sino la palabra objeto de este tratado: “parroquia”. ¿Estaría bien hablar de su origen etimológico? Pues me dije que sí. Villapene es una parroquia de Lugo, conocida especialmente por su nombre. Sus habitantes ya se han acostumbrado a ver a los turistas haciéndose fotos con el cartel que hay a la entrada de su población. Incluso se han acostumbrado a que el cartel desaparezca para aparecer días después. ¡Entre los ladrones siempre hay algunos de buen corazón! Su nombre viene de antiguo y para las personas que habitan en él no tiene nada especial. Como debe ser, este nombre es muy normal, ¿no? Casi como los famosos mosaicos de la villa romana de “Penes Perdidos”. No es una broma. Esta villa romana existe: Solana de los Barros (Badajoz). La “parroquia” es una división territorial de las iglesias cristianas y es un término que viene del sustantivo latino de la 1.ª declinación “parochia, -ae” y este, a su vez, es un calco del sustantivo griego παροικία, -ας, que en griego significa “vecindad, residencia en país extranjero”. Dos elementos léxicos tiene esta palabra griega: la preposición παρά>”para-, par-”, que significa “al lado de, junto a”, y la raíz del sustantivo griego de la 2.ª declinación οῖκος, -ου, que significa “casa”, formada a partir de la raíz indoeuropea “*weik-”, que significa “clan” (con vocalismo “o” y sufijo “*woik-o-”). Casi nada. Y los parroquianos o las parroquianas, etimológicamente hablando, serían “las personas que están junto a nuestras casas o que viven cerca de nosotros”, es decir, nuestros vecinos o nuestra vecinita del quinto, o de cualquier otro piso.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: "PROFILÁCTICO".

Los profilácticos (vulgarmente conocidos como preservativos o condones) previenen tanto las enfermedades de transmisión sexual como los embarazos no deseados. Y quiero emplear el término de profiláctico para evitar la principal enfermedad política que se han convertido en viral -como en las redes sociales-: la corrupción. Profilácticos para la corrupción política serían, entre otros, la revisión de las competencias de urbanismos de los ayuntamientos; la mejora de la transparencia de la gestión económica en la “res publica”, es decir, en la cosa pública; el cambio de la financiación de los partidos políticos para evitar la financiación ilegal; la reducción de las empresas públicas para evitar “prácticas amistosas”; la inspección de las grandes fortunas para evitar nuevos “papeles de Panamá”; o la obligación de las oligárquicas multinacionales a que contribuyan en los países en los que desarrollan su actividad económica con el pago de impuestos acordes a sus ganancias. Dicho lo cual, el término “profiláctico” es una transcripción literal al castellano del adjetivo griego “προφυλακτικός, -ή, -όν”. Este adjetivo se formó sobre la raíz del verbo griego “προφυλάσσω (=προφυλάττω)”, que significa “velar, vigilar, cuidar de, estar de guardia”. A su vez, este verbo se forma a partir del sustantivo griego de la 3.ª declinación “φύλαξ, -ακος”, que significa “guardián, centinela”. El prefijo griego “πρό-”, del que hemos hablado en varias ocasiones significa “delante de, antes”. El sufijo griego “-ικος” significa “relativo a, perteneciente a”, como hemos comentado también en otro momento. Fíjense, para terminar, que hemos dicho que “profiláctico” viene de un adjetivo griego que en nuestra lengua lo hemos categorizado, además de adjetivo, como sustantivo, como es en este caso. ¡La importancia del sexo en nuestra vida que produce esta alquimia lingüística! Dedicado al grupo de WhatsApp de “Café a las 7.30”.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “CRASO (ERROR)”.

Bruselas, veintiocho países europeos y el primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, han cerrado recientemente un acuerdo que permite a Europa retornar a Turquía a todo migrante —incluidos los refugiados— que arribe a las islas griegas. A cambio, la UE activará un procedimiento de acogida de sirios más ambicioso que el actual. Con esto Bruselas —Europa— confía en romper el modelo de negocio de las mafias y, sobre todo, en que Turquía frene las salidas desde su territorio. Este país, a cambio de este vergonzoso acuerdo, recibirá inmediatamente 3000 millones de euros y otro tanto antes de 2018. Craso error. ¿Qué haría yo con ese dinero? Tal vez sea utópico, pero lo que haría sería poner oficinas de la UE en Turquía para tramitar los visados de todos los refugiados y allí, in situ, proceder a su envío a todos los países europeos, según las cuotas establecidas para cada uno de los países. Sin mediadores, sin mafias de por medio...: deberían ser funcionarios europeos los que realizaran este trámite. Por el establecimiento de estas oficinas en territorio turco se le podría pagar a Turquía la cantidad que se acordase. Saldrían desde este país con toda la documentación en regla, sin agobios, sin malos modos, sin desprecios ni vejaciones. Una segundo solución, que podría complementar a la anterior, es que se enviaran a los refugiados sirios al Estado Vaticano y allí, contando con la benevolencia de la iglesia católica, que es inherente a ella misma —debo suponer— cuidarlos y atenderlos hasta su distribución por otros países europeos. Un acto de generosidad humana sería la utilización de los depósitos de la banca vaticana para atenderlos de forma digna. Allí también podrían estar funcionarios europeos —por si acaso— para su regularización. Marco Licinio “Craso”, que era un ciudadano romano muy rico, formó el primer triunvirato en Roma junto con Pompeyo y Julio César. Ansió, de forma constante, la gloria militar y se metió donde no le llamaron. Formó un ejército y se fue a luchar contra los partos, de forma espontánea y sin preparación, por lo que encontró la muerte, junto con su hijo y varias legiones. Por otro lado, tenemos que el adjetivo latino “crassus,-a, -um” significa “grasiento, gordo, grueso > grande (ahora diríamos “fuerte” también). De la unión de la pifia de Craso y del significado de este adjetivo tenemos la expresión “craso error”. ¡Maldita sea! Me vino lo de Craso por la penosa versión televisiva de Espartaco que vi el pasado viernes de dolores: aquel aplastó la rebelión de los esclavos dirigidos por este. ¡Qué dolor! ¿Quién me mandaría aguantar toda la película?
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “BISIESTO”.

Esta semana que se nos termina ha habido “bis-sesión” en el parlamento español (1 de marzo y 4 de marzo de marzo de 2016) para investir un nuevo presidente del gobierno de España. Pedro Sánchez ha tenido que sufrir el “juego de tronos” en el que cuatro reyezuelos -uno de ellos él- han tenido a bien mostrar mediáticamente a la ciudadanía española. Y el líder socialista citado se ha llevado el premio de ser el primer candidato, en la reciente democracia de nuestro país, que no logra ser investido presidente en una sesión de este tipo. En esta ocasión es una anécdota, pero seguro que se volverá a repetir en el futuro y no nos llamará tanto la atención, formará parte de nuestra historia común: en otros países de nuestro entorno europeo con más tradición democrática ya se ha dado esta circunstancia y están acostumbrados. Y al pobre Pedro Sánchez le ha pasado esto en la semana de su cumpleaños: 29 de febrero. ¡Año bisiesto! Por lo general, los romanos al primer día de cada mes lo llamaban “calendas”; al séptimo, “nonas”; y al decimoquinto, “idus”; y lo más curioso es que contaban hacia atrás. ¡Así de chulos! De esta forma y simplificándolo un poco para no alargar el asunto, en lugar de decir 28 de febrero los romanos decían “primum dies ante calendas martius” (“`primer día antes de las calendas de marzo”), el 27 de febrero sería el “segundo día antes de las calendas de marzo”, y así sucesivamente. ¡Uf, un poco complicado! ¿No? Teniendo esto presente, “año bisiesto” es una expresión que deriva del sintagma latino “bis sextus dies ante calendas martii” (“dos veces el sexto día antes del primer día del mes de marzo”), que correspondía a un día extra que el emperador Julio César estableció entre el 23 y 24 de febrero, por razones que ahora no vienen al caso. Sin embargo, como en otras ocasiones de la historia se metió la iglesia a mangonear y el papa Gregorio XIII colocó este día extra al final del mes: el 29 de febrero, quitando, de esta forma, el significado que tenía propiamente en latín, “dos veces el sexto día”. Y todo el mundo “calladito la boca”. Con el tiempo, como hemos podido ver, continuó llamándose “bis sextus”>“bi-siesto”, aunque se añadiera el día extra tras el último de febrero. La expresión viene de un adverbio latino “bis” que significa “dos, dos veces” y del adjetivo numeral ordinal latino, también, “sextus, sexta, sextum”, es decir, “sexto”.pty description
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “MESTADOR”.

Dedicada a mi compañera Teresa Acosta que me la propuso.
Curiosa la palabra “mestador”: canarismo (provincialismo tinerfeño). Significa “curioso, entrometido, olisqueador...”. Por de pronto este término está catalogado en Juan Reyes Martín, Serie de barbarismos, solecismos, aldeanismos y provincialismos que se refieren especialmente al vulgo tinerfeño, coleccionados y traducidos al lenguaje corriente con notas explicativas y comprobativas, Santa Cruz de Tenerife, 1918.
¿Se acuerdan de la “Mesta”, la famosa organización gremial de ganaderos de Castilla y León que se originó en la Edad Media? Pues tiene algo que ver con nuestra palabra “mestador”.
Una de las funciones primeras de la Mesta era distinguir y separar mestencos (animales sin dueño conocido) que se hubieran “mezclado”. “Mesta” viene de la palabra latina “mixta”: “mezcla”. Pero hagamos lingüística diacrónica.
Hay una raíz en indoeuropeo que es “*meik-” que significa “mezclar”. De esta raíz, el latín formó el verbo de la 2.ª conjugación “misceo, -es, -ere, miscui, mistum o mixtum” Lo van viendo...
El paso evolutivo fonético de “mista o mixta” a “mesta” es normal y evidente. A la palabra “mesta” se le añadió, además, el sufijo “-dor” (evolución del sufijo latino “-tor” que indica “agente, persona que (lo que indique la base léxica a la que se une)”.
Etimológicamente hablando, el “mestador” sería la persona que se dedica a buscar diferencias, a separar (antes animales ahora personas mezcladas)... De esto a “la persona que curiosea, que olisquea, que se entromete...”, es un paso normal.
Espero que te haya gustado, Teresa.

more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “PRESTIGIO”.

¿Fidel Castro fue un líder con “prestigio”? Por de pronto, hay que indicar que la palabra “prestigio” tiene la misma raíz que “prestidigitador”: ¿van entendiendo por dónde va la cosa? El Diccionario de la Lengua Española (DEL, para los amigos) ofrece cuatro definiciones para este término: en la n.º 1 está la de “Pública estima de alguien o de algo, fruto de su mérito” y en la n.º 4 -y no menos importante, como se suele decir en estos casos-, la de “Engaño, ilusión o apariencia con que los prestigitadores emboban y embaucan al pueblo”. Por eso, a la pregunta inicial habría que indicar que, por supuesto, Fidel Castro fue un líder con prestigio, pero ahora serán quienes lean esto los que decidan si es producto de la definición n.º 1 o de la n.º 4. De la antigua raíz indoeuropea “*streig-” que significa “frotar, restregar, apretar”, con grado cero en la raíz y con un infiujo nasal, es decir, de “*stri-n-g-”, y con el prefijo “prae-”, nuestra querida lengua latina formó el verbo de la 3.º conjugación “praestingo, -is, -ere, praestrinxi, praestrictum” que significa -ojo al dato- “atar, deslumbrar, cautivar los ojos”. -De este vebo se crea en latín el sustantivo neutro de la 2.º declinación “praestigium, -ii”, que significa “charlatanería, impostura”. Interesante palabra que, de un significado primigenio -vamos a decir-, negativo, pasa, con posterioridad, a tener un significado positivo, por decisión de los “lobbies” que nos dirigen. ¿Cuántas personas hemos conocido en los últimos años que han alcanzado su “prestigo” por embaucar y aleccionar a las masas a través de la magia de las palabras? En efecto, el premio Nobel colombiano Gabriel García Márquez dijo de Fidel Castro que “su devoción por la palabra era casi mágica”. De cualquier forma, creo que prefiero la magia de la libertad, a la magia de las palabras, aunque tire piedras sobre mi propio tejado.Empty description
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: "SOPAPO".

Lo que ha ocurrido esta semana en las elecciones presidenciales celebradas el martes 8 de noviembre de 2016 en los EEUU de América (la 58.º elección) ha sido un verdadero “sopapo” a la democracia. De repente, ha surgido una caterva de listillos y listillas que comentan en las tertulias de diversos medios de comunicación, entiéndanse las radios y las televisiones, que nos están “comiendo el coco” con la cantinela de que “yo ya sabía que iba a ocurrir esto”. Toma, “sopapo”. Ahora resulta que todo el mundo lo sabía, lo mismo que las gentes del Reino Unido sabían que su mayoría iba a decidir el “Brexit”. Toma, otro “sopapo”. Sin embargo, lo que sí ha ocurrido es una cosa muy sencilla -y ahora el “sopapo” lo pego yo-: lo que le ha pasado al pueblo norteamericano es que le ha dado miedo que lo gobierne una mujer. ¿Por qué? Parece evidente que esta nación de naciones es la parte del mundo occidental más machista. Si no, ¿cómo explicar la elección de este “showman” que es Donald Trumb? El término “sopapo”, compuesto formado por “so”, que significa “debajo”, y por “papo”, que significa “papada de una persona”. Inicialmente, el término “sopapo” aludía al golpe dado con la mano “debajo del papo”. Así lo indica nuestro “Diccionario de autoridades” (1739): “El golpe que se da con la mano en el pescuezo debajo del papo”. Ahora, cuando se da un “sopapo” no se calcula tanto y se da donde caiga. La palabra “papo” tiene su origen en la palabra “papa”, que significa “sopa blanda”, y esta viene del sustantivo latino de la 1.º declinación “papa (o pappa), -ae” que es la palabra dada por los niños a la comida, es decir, cuando tenían hambre decían esta palabra (hay que señalar que este término no tiene relación etimológica ni semántica con otras voces homónimas: ¿queda claro?). En conclusión, una persona con papada (cabría incluir aquí a Donald Trumb) es, desde un punto de vista etimológico -porque lo decide la historia de la lengua castellana- una persona que come mucha sopa.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “ABSTENCIÓN”.

La mayor parte de los periódicos del domingo 30 de octubre de 2016, tanto en papel, como en versión digital, pondrán como portada algo así: “Mariano Rajoy es investido presidente, gracias a la abstención de todos los diputados del PSOE, excepto quince”. No nos interesan ahora los nombres de estos quince, ni que de entre ellos, siete sean del PSC. Van a ser, a partir de ahora, los quince del patíbulo, parafraseando la famosa película de Robert Aldrich, “Doce del patíbulo” (1967). ¿Qué hará con los que han roto la disciplina del partido el comité federal del PSOE? ¿Con la multa de 600 euros prevista para estos casos será suficiente? La verdad es que tengo ganas de saber cuál será la decisión. La abstención es, como comentaré a continuación, un alejamiento; en este caso, un “alejamiento” de lo que se decida en la segunda votación para la investidura del presidente Mariano Rajoy. Sin embargo, -y estoy pensando en voz alta- me parece contradictorio que si la abstención es un alejamiento de “algo”, esa propia abstención sirva para conseguir ese “algo” de lo que se pretende hacer el alejamiento. No sé... Creo que estoy haciendo metalenguaje o, simplemente, me estoy haciendo un lío, por lo que paso al comentario etimológico. De la raíz indoeuropea “*ten-”, que significa “tender, estirar”, el latín formó, añadiendo el sufijo -ē- (*ten-ē-), el verbo de la segunda conjugación “teneo, -es, -ere, tenui, tentum”, que significa “tener, sostener”; y, con posterioridad, el verbo compuesto “abstineo...”, con el significado de “mantener lejos o alejado.”, por culpa del preverbio “ab(s)-” que tiene la idea de “alejamiento”,  y el sustantivo de acción de la 3.ª declinación, "abstentio, -onis", del que propiamente tenemos esta palabra en castellano.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “CALMA”.

Hay muchos pueblos del mundo que están “quemados”, bien por la situación social que les ha tocado vivir (aquí estarían, por ejemplo, todas los éxodos y emigraciones masivas consecuencia de conquistas, dictaduras, guerras “santas” y memeces semejantes) o bien por su propia situación geográfica. Dentro de este caso se encuentra el pueblo haitiano. Las fuertes lluvias y vientos del huracán Matthew, de categoría 4, rompieron la precaria “calma” de Haití. Y cinco días después de que el ojo del huracán tocara tierra en Haití, parece que ya no es noticia para el resto del mundo. Unos datos de muertos y de pérdidas materiales en los primeros días y ya se acabó (ahora es más importante el huracán Trump). Increíble, por ejemplo, que el periódico El País de hoy domingo 9 de octubre de 2016 no tenga ni una pequeña reseña de esa desgracia: solo un anuncio de Unicef solicitando la solidaridad de la gente (supongo que lo habrá pagado incluso el propio programa de ayuda). La “calma” en Haití se rompe en numerosas ocasiones y no solo por su situación geográfica. Su dictaduras también la han “quemado” como pueblo. Propongo, pues, que Europa organice con Turquía la salida de emigrantes sirios para que vayan a Haití y ayuden a construir todas sus ciudades, con la consiguiente contraprestación: visados para vivir posteriormente en Europa, salario, manutención, alojamiento... . Creo que el dinero que se gestionara en esta labor humanitaria sería una muy buena inversión, no solo para el propio pueblo haitiano, sino también para la emigración siria. Si se quisiera, todo sería posible, pero... En fin, es tan solo una idea. Con el término “calma” se está ante un caso de lo que se denomina deriva semántica en el que el sentido original acaba adquiriendo uno diferente u opuesto. Esta palabra proviene etimológicamente de la raíz indoeuropea “kēu-”, que significa -¡ojo al dato!- “quemar”. De esta raíz indoeuropea el griego forma el verbo κάιω, de igual significado, y de este verbo deriva el sustantivo griego de la 3.º declinación καῦμα, -ματος, que significa “quemadura, calor” (es importante señalar aquí que el sufijo griego -μα, en castellano “ma”, indica el resultado del significado de la palabra a la que se “marida”). La lengua latina “plagia” este sustantivo griego y crea el sustantivo de su 3.º declinación, “cauma, -atis”, con el mismo significado que el griego. Según lo dicho, el significado original de la palabra “calma” era, por tanto, “el resultado de quemar”, es decir, “la quemadura”. Ahora, por la deriva semántica, la palabra “calma” es casi sinónima de palabras como “paz, sosiego, tranquilidad”, dándose la paradoja de que para una quemadura se de, en muchas ocasiones, un “calma-nte”.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “XANTOFOBIA”.

Hoy va de fútbol. El R. Madrid cosechó ayer 24 de septiembre su segundo empate consecutivo: primero ante el Villarreal C. F. y ahora ante la U. D. Las Palmas. Hasta aquí puede parecer “normal” (desde el punto de vista de un seguidor del F. C. Barcelona). ¿Por qué no? Lo que pasa es que se ha dado la circunstancia de que el R. Madrid ha empatado con dos equipos que tienen la camiseta amarilla. ¿Estaremos ante un caso de xantofobia? La xantofobia es el miedo irracional y enfermizo al color amarillo que puede sufrir una persona o un grupo de personas. Como en todos los casos de fobia, este miedo comienza a ser perjudicial para ellas cuando las limita para hacer algo: en este caso jugar al fútbol y, más concretamente, marcar más goles que el rival. Es aquí donde se tendría que pedir ayuda a un psicólogo o en el caso de los equipos de fútbol, cambiar de entrenador. La palabra “xantofobia” tiene dos bases léxicas: la terminación “-fobia” viene de la raíz indoeuropea “bhegw-” que significa “huir”y que forma en griego el sustantivo φόβος, -ου (“miedo, aversión”), del que proviene nuestra forma. El otro componente léxico es la transcripción al español del adjetivo griego ξανθός, -ή, -όν, que significa “amarillo”. El próximo 27 de septiembre el R. Madrid tiene partido de Champions League en Alemania. Se enfrenta al Borussia Dortmund. ¿Saben de qué color tiene la camiseta este equipo? Je, je, je...
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabras: “GOBERNAR Y NAUFRAGAR”.


 Reto interesante: explicar en pocas líneas cómo las palabras “gobernar” y “naufragar” tienen parentesco léxico, comentando algo de nuestra actual situación política. Para mí los actuales partidos políticos han naufragado, han roto la nave que pilotaban por no saber manejar el timón de su propio barco. Se han hundido. Los vetos personales entre los pilotos de cada barco están acabando con la nave del estado. La alegoría de la nave del estado es muy antigua y tuvo su difusión ya en las antiguas tragedias y comedias griegas, en Platón y Aristóteles, en Cicerón y Horacio, en los escritores cristianos -entre los que la nave es símbolo de la Iglesia- y en escritores y escritoras posteriores. La crítica filológica ha buscado siempre este tema en dos fragmentos del antiguo poeta griego Alceo (630 a. C. - 580 a. C): el D5 y el A6, para más señas. Y no me extiendo más sobre esto. Por otro lado, las palabras “gobernar” y “gobernador” vienen del verbo latino “gubernare” y del sustantivo latino “gubernator” que son , a su vez, un préstamo léxico del griego: κυβερνάω, que significa“dirigir un barco, una nave” y κυβερνήτης, que significa “piloto de un barco o timonel”. Es en latín donde, por la metáfora antes indicada de que el estado es una “nave” que hay que pilotar bien, el término gobernar va adquiriendo cada vez más el significado actual de “regir, administrar” un estado o territorio, y el término “gobernador” el de la persona que “lo rige o administra”. Para más datos, el término “gobierno” aparece por primera vez, ya con el significado actual, en el “Libro de Buen Amor” (1330), del Arcipreste de Hita. El verbo “naufragar” tiene dos bases léxicas de origen indoeuropea: la primera parte, “nau-”, que significa “barco”, forma el sustantivo griego “ναυς” y en latín, el sustantivo “navis”, ambos con el significado de “nave, barco”; y la segunda parte del compuesto, de la raíz “*bhreg-”, que significa “romper”. En cambio, el verbo “gobernar” que como dije anteriormente viene del verbo latino “gubernare” y este, a su vez, del verbo griego κυβερνάω, tiene la raíz indoeuropea indicada antes, “nau-”, en este caso , en la segunda parte del compuesto. Para la primera parte del compuesto, hay dudas para su interpretación: parece que la raíz indoeuropea “*keu-”, que significa “atar, rodear” está en la base de este compuesto. Por tanto, el parentesco léxico de “nau-fragar” y “gober-nar” está en la raíz indoeuropea “nau-” (“barco, nave”), con los cambios fonéticos y morfológicos propios de la evolución de las lenguas. No sé si poner este reto en el rollo de los retos de Facebook. De todas formar, pido que Mariano, Pedro, Albert o Alberto y Pablo dejen de ser inmediatamente timoneles. Por intentar, al menos, alguna cosa diferente... ¡Me aburro!mpty description
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “SORPASSO”.

Aunque parezca que es reciente en la política española el empleo de la palabra “sorpasso”, le cabe el honor de haber sido su introductor en estas situaciones preelectorales al “califa rojo”, es decir, a Julio Anguita, cuando empleó este italianismo (extranjerismo derivado del italiano) en 1994 en un intento de IU de “sobrepasar” o “adelantar” al PSOE. Creo que “sorpasso” es, junto con Alberto Garzón, la mayor contribución que ha hecho IU a la coalición Unidos Podemos. Desde un punto de vista del marketing político y del “new” lenguaje electoral en el que estamos inmersos, haber dicho que Unidos Podemos ha hecho un “adelantamiento” hubiera tenido muy poco predicamento entre el auditorio de sus votantes. Uno de los trucos en comunicación es promover palabras cuyo sonido actúe en el cerebro. Es una de las principales armas para la captación de la atención. La intromisión en busca de vocablos nuevos busca, en el ámbito político, enaltecer el propio, que suele ser tenido por inferior. Y esto ha ocurrido con el término “sorpasso”. De esto saben mucho los psicolingüistas. “Sorpasso”, sustantivo italiano, se formó a partir del verbo “sorpassare. En italiano significa “superar a un adversario consiguiendo resultados cuantitativamente mejores”, y así se debe entender en español. Esta palabra tiene dos bases léxicas, la principal, “passare”, viene de una raíz indoeuropea: *petδ-” que significa “extender, desplegar”. Con variante en grado cero y forma nasal, el latín crea el verbo de la 3.ª conjugación “pando, pandis, pandere, pandi, pansum o passum” con el significado de “desplegar, abrir”. Del supino, de “passum”, sale, en su propia evolución fonética, nuestro sustantivo “paso”. Y se hizo la luz y se creó el verbo “pasar” El otro componente de la palabra, “sor-” viene del prefijo latino “super” con la evolución propia del latín al italiano. Juntando las dos bases léxicas tendríamos el “sobrepaso”, es decir, la acción de poner un paso por encima o delante de otro: el adelantamiento, sin más.Empty description
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “FEMENTIDO”.

Leyendo recientemente la última novela de Mario Vargas Llosa, "Cinco esquinas" (Ed. Alfaguara, Barcelona, 2016) me apareció en su página 291 el adjetivo “fementido”. ¡Qué buen vocablo, vive Dios! “Fementido”, dicho para una persona significa “que carece de fe y de palabra”; y dicho para una cosa significa “engañoso o falso”. Por supuesto, es una palabra que se contempla en el Diccionario de la lengua española de la RAE, pero de uso infrecuente en el habla popular. "¡Ah, fementido Fernando!...”, aparece ya en El Quijote (capítulo XVI de la 1.º parte). Pues propongo su uso más a menudo para calificar a una gran parte de nuestra clase política (nacional e internacional), sus hechos y sus palabras. Y, poniendo un ejemplo, se podría decir: “Ah, fementido Arias Cañete”, “hechos fementidos los protagonizados por Sigmundur David (primer ministro de Islandia, relacionado con los papeles de Panamá)”, “palabras fementidas las pronunciadas por Maduro (¡manda huevos con el colega!)”... Con “fementido” nos encontramos con uno de los pocos casos en los que una palabra tiene dos raíces indoeuropeas en su base léxica. Por un lado, esta la raíz *bheidh-, que con grado cero en su raíz, *bhidh- forma en latín el sustantivo de la 5.ª declinación “fides, -ei”, que significa “fe, confianza”; y, por otro lado, la raíz *men-1, que significa “pensar (y derivados que se refieren a estados de la mente)”, que sirve para crear en latín el verbo deponente de la 4.º conjugación “mentior”, que significa “mentir”. Etimológicamente hablando, “fementido” sería “una persona de la que no se puede fiar por ser mentirosa”.
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “FRACASAR”.

La democracia no ha fracasado. Quienes han fracaso son los partidos políticos que dicen que nos representan. El “demos” (ὁ δῆμος), el pueblo no se equivoca. El pasado 20 de diciembre de 2015 el pueblo decidió no dar la mayoría absoluta a un único partido político y esto es lo que no han entendido los partidos políticos que se presentaron a las elecciones. En líneas generales, el pueblo dijo con sus votos que para tener una mayoría absoluta, quienes fueran, deberían pactar. Y los partidos políticos, todos, ha faltado al respeto al conjunto del pueblo español, por no haber hecho lo que los votos mostraron. Se podrían haber dado, entre otras, las siguientes combinaciones: que x1 hubiera pactado con x2, que x1 hubiera pactado con y1, que x2 hubiera pactado con y1,, que x2 hubiera pactado con y2, que x1 hubiera pactado con y2, que x2 hubiera pactado con y1 y con y 2, que x1 hubiera pactado con y1 y con y2 , que x1 hubiera pactado con x2 y con y1... y lo dejo aquí porque me estoy haciendo un lío ya con los tripartitos. De todas formas, han sido ustedes los que han sustituido las diferentes incógnitas expresadas aquí por los partidos políticos que hayan querido: cada uno con su libertad de pensamiento. Difícil camino etimológico el que ha tenido la palabra “fracasar”. De una antiquísima raíz indoeuropea: *kwēt-, “sacudir, agitar”. De esta raíz indoeuropea se formó el verbo latino de la tercera conjugación “quat-io, quat-is, quat-ere, quassi, quassum”, que significa lo dicho anteriormente. La raíz latina “quat-”, a través de algunas de sus variantes (“cas-”, “-cut-.”..) ofreció al español términos como “cas-co”, “dis-cut-ir” o “per-cut-ir”. Con esta raíz y junto con el prefijo italiano “fra-” esta lengua formó el verbo “fracassare”, del que es préstamo nuestro propio verbo español. El prefijo latino “fra-” significa “en medio de”, por lo que “fracassare” significaría “estar en medio de la sacudida” o algo similar. De este significado se pasó a “destrozar” y, finalmente, a “tener un resultado adverso”. ¿Volverán a fracasar nuestros representantes al parlamento?pty description
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “CACO/CACA”.

La mayor empresa de Brasil y de toda Latinoamerica, Petrobás, ejecutó operaciones fraudulentas y blanqueó dinero, y muchas de sus ganancias sirvieron para financiar el Partido de los Trabajadores, cuyas cabezas más representativas son, desgraciadamente, su antiguo presidente del gobierno, Lula da Silva, y su actual presidenta, Dilma Rousseff. Parece que algunas cantidades fueron a sus propios bolsillos. Por eso, estos dos personajes son “un caco y una caca”. El diccionario de la lengua española de la RAE define “caco” como “ladrón que roba con destreza”. La destreza a la que se refiere proviene de la forma en que un personaje de la mitología clásica, “Caco”, pretendió engañar a Heracles/Hércules. El décimo trabajo de Hércules fue robar el ganado de Gerión. Pues este “Caco”, ni corto ni perezoso -un poco lerdo debía de ser, al no saber con quién se enfrentaba- le robó unos cuantos bueyes a Hércules y tuvo la genial idea de llevárselos, arrastrándolos por el rabo, marcha atrás, y pensando -iluso- que, si los llevaba de forma natural hasta su cueva, las huellas mismas iban a orientar hacia allí la búsqueda de Hércules. Pero hete aquí que aparece “Caca”, la hermana de “Caco”, y le sopla a Hércules dónde se encuentra su hermano con los bueyes robados. Andaría buscando un rollete esta “Caca”. A mazazos Hércules mató a “Caco” -¡sin juicio! (así es el mundo fabuloso)- y recuperó sus bueyes. En indoeuropeo la raíz “kakka-” significaba “defecar”. De esta raíz, el griego formó el adjetivo de tres terminaciones “κακός, -η, -ον”, que significa “malo, sucio...” (recuerden la palabra “caco-fonía”); y el latín, por ejemplo, el verbo de la 1.ª conjugación “caco, -as, are, -avi, -atum”, con el significado de “ir al retrete”. ¡Uf, qué pestazo!
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabras: “CHULO/CHULA”.

 A los que presentan actitudes chulescas se les llaman chulos o chulas. Y tengo que reconocer que cada día me cansan más, porque se encuentran en todos los ámbitos de nuestra vida y se han adueñado de los medios de comunicación en sus horas de máxima audiencia. ¡Qué lata! Me parece una chula la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, porque critica a una institución -Fuerzas Armadas- invitada a participar en un acto -Feria de enseñanza- por la misma instancia que la invita a ella, la Generalitat de Cataluña. No me gustan los mandatarios que están constantemente dividiendo a las personas entre “ellos/ellas” y “nosotros/nostras”, empleando este pronombre personal de segunda persona plural cada vez de forma más restrictiva. Me parece un chulo Cristiano Ronaldo, el famosísimo futbolista del R. Madrid, cuando critica a sus propios compañeros de trabajo diciendo “si todos tuvieran mi nivel estaríamos los primeros”. Este es de los que practican el trabajo colaborativo. Que siga asíiiii (junten los morritos al pronunciarlo y hagan un poco de rugido). Me parecen unos chulos y unas chulas toda esa marabunta de participantes en reality- sows, insulsos, sin nada que aportar a la educación y a la cultura, y que, desgraciadamente, están siendo seguidos de forma multitudinaria en las televisiones públicas y privadas por nuestros y nuestras jóvenes. ¡Son los actuales “mitos” a los que siguen nuestros jóvenes! La escuela tiene perdida la batalla por modificar estos hábitos. Y son unos chulos y unas chulas una gran parte de los tertulianos que se han erigido en los máximos exponentes del conocimiento y de la sabiduría, y sus opiniones van a misa. ¡Amén, Jesús! ¿Para qué estudiar filosofía teniendo a estos? La palabra “chulo/chula” es una aféresis -¿afé... qué? (dícese de la supresión de uno o varios sonidos a comienzo de una palabra)- del diminutivo italiano “fan-ciullo” (a su vez, de “fante”) . Vaya, ¿entonces no procede ni del griego ni del latín? No tengan prisa y recuerden que el italiano es una lengua romance, una de esas lenguas que derivan del latín. Pues bien, como casi siempre nos remontamos al indoeuropeo. Su raíz ya la comenté en otra ocasión: “bhā-2”, que significa “hablar”. En latín formó el verbo “fa-ri” (“hablar, decir”), del que tenemos numerosas palabras en español, como “in-fa-nte”, “in-fa-ntil”... El “in-fa-nte”, etimológicamente hablando, es “el que no habla” (un niño o una niña). Van viendo por donde va la palabrita. En efecto, el “chulo/chula”, con la antedicha aféresis, en su origen era “la persona que hablaba como un niño o que apenas sabía hablar” y rápidamente paso a significar “la persona que habla desvergonzadamente...”. Observen ahora cómo se desenvuelven “esos chulos y esas chulas” mediáticos y si saben hablar o si tienen algo importante que decir o si lo que dicen aporta algo interesante para el bien común... Como se dice ahora: todo un postureo. mpty description
more...
No comment yet.
Scooped by Aurelio J. Fernández García
Scoop.it!

Palabra: “BASILISCO”.

Rita Barberá está hecha un basilisco, o una basilisca -me da lo mismo el género-, con la cúpula de su partido. ¡Qué penita me da la exalcaldesa de Valencia y senadora! Por cierto, que no dimite. Pero más grave aún me parece, que con lo que había, esa cúpula decidiera que ocupara un puesto en el Senado. Me parece una falta de respeto a sus votantes, en general, y a la ciudadanía española, en particular.

Ahora, se queja de las declaraciones que la cúpula de su partido ha venido realizando sobre ella. Cree que la están sometiendo a un linchamiento y que la dirección del partido no está haciendo nada para defenderla. Ahora, la abandonan. ¡Ten amigos para esto!

El basilisco era un reptil muy venenoso del que nos hablan Plinio el Viejo y otro autores, que, al parecer, se criaba en los desiertos de África. Tenía los ojos muy encendidos y rojos, la cabeza aguda y sobre ella una mancha blanca a modo de corona de tres puntas. Quizá, por eso, recibió el nombre de “basilisco”, que deriva del sustantivo griego de la tercera declinación, βασιλέυς, -έως, que significa “rey”, junto con el sufijo griego “-ισκος” (“-isco”: por favor, no confundir con el jugador del R. Madrid, aunque su fonética lleve a ello), que indica “en relación con”. Por lo que “basilisco”, etimológicamente hablando, significaría “relativo a la realeza o al rey”.

Cuenta la mitología que el basilisco silbaba (me acuerdo de “la caloret”), de tal manera que ahuyentaba a las demás serpientes y su veneno era tan eficaz que mataba con el aliento: miro a Rita Barberá y me imagino este ser mitológico.





more...
No comment yet.