Cuando Christian Schallert no se está vistiendo, cocinando, durmiendo o comiendo, su diminuto apartamento loft de 24 metros cuadrados en Barcelona se convier...